¡Las cosas suceden cuando menos te lo esperas! Zack provenía de una familia en la que respetaban y cuidaban su alimentación a través de una dieta paleo. El verano antes de comenzar la universidad en Estados Unidos, la madre de Zack le preparó un snack a base de coco frito con canela y sal, sin ser consciente de que este simple snack que le preparó su madre un día cualquiera, le cambiaría la vida.

Comenzó la universidad y desde un principio sabía que ese lugar no era para él. Estaba totalmente sorprendido al ver que la mayoría de los aperitivos y snacks que decían ser "naturales" tenían algún tipo de ingrediente que lo estropeaba todo, y él sólo quería un snack que estuviese rico y a la vez fuese sano, pero parecía que eso era muy complicado de encontrar...

Con la edad de 19 años, Zack buscaba algo similar a lo que ese verano le preparó su madre, por lo que se planteó tomar una gran e importante decisión: dejar la universidad y comenzar, junto con la ayuda de sus padres, un gran proyecto, al que llamaron Ape Snacks, basado en aperitivos de coco crujiente (cómo la barrita que le hizo su madre) saludables, ricos, sin químicos, sin azúcares añadidos, sin gluten y sin lácteos.

En este nueva decisión de vida, Zack conoció a gente muy importante que le enseñaron y ayudaron, viajó a nuevos lugares y aprendió y conoció cosas realmente increíbles. Ahora tú puedes disfrutar de esta historia tan rica.